Kéfir: la bebida fermentada que mejora tu salud intestinal

Descubre todo lo que el kéfir puede hacer por ti. Este alimento cargado de bacterias buenas puede ayudarte a prevenir infinidad de dolencias.

Kefir

El kéfir es una bebida fermentada que se obtiene a través de la fermentación de leche o agua con un conjunto de bacterias y levaduras, conocido como granos de kéfir. Estos granos se asemejan a pequeñas coliflores y contienen una serie de microorganismos beneficiosos para la salud.

Es importante recordar que el kéfir se debe consumir fresco para aprovechar al máximo sus beneficios.

Beneficios del kéfir para la salud

Este lácteo está muy de moda gracias a sus numerosos beneficios para la salud. A continuación, vamos a repasar algunos de los más destacados:

Mejora de la digestión

Al igual que el yogur, este lácteo contiene bacterias probióticas que pueden mejorar la salud del sistema digestivo. Estas bacterias beneficiosas ayudan a promover una flora intestinal saludable y pueden aliviar problemas digestivos como el estreñimiento y la diarrea.

Además, es un alimento muy interesante para personas que sufren intolerancia la lactosa, ya que este compuesto, presente en este lácteo fermentado, es mucho más fácil de digerir que en la leche.

Fortalecimiento del sistema inmunológico

El kéfir es rico en probióticos que pueden fortalecer el sistema inmunológico. Estas bacterias beneficiosas ayudan a mantener un equilibrio saludable de microorganismos en el cuerpo, lo que puede mejorar la respuesta inmunológica y ser beneficioso para reducir el riesgo de enfermedades.

Mejora de la salud ósea

Es una buena fuente de calcio y vitamina K2, dos nutrientes esenciales para la salud ósea. Por tanto, el consumo regular de kéfir puede ayudar a fortalecer los huesos y prevenir la osteoporosis.

Control del peso

Este lácteo es bajo en calorías y rico en proteínas, lo que lo convierte en una opción saludable para aquellos que buscan controlar su peso. Por otro lado, los probióticos presentes en el kéfir pueden ayudar a regular el metabolismo y promover la quema de grasa.

Mejora de la salud mental

Se ha demostrado que los probióticos pueden tener efectos beneficiosos en la salud mental. Estos microorganismos reducen la ansiedad y la depresión, mejorando así el estado de ánimo y la calidad de vida.

Cómo incorporar el kéfir a tu dieta

Puede beberse directamente, usarse como base para batidos o agregarlo a otros alimentos como cereales o ensaladas. Es importante recordar que se debe consumir fresco para aprovechar al máximo sus beneficios.

Como es algo más ácido que el yogur,  las personas que no estén acostumbradas a ese nivel de acidez pueden usar canela a modo de endulzante o mezclarlo con yogur y fruta troceada para que tenga un sabor más suave.

Preguntas frecuentes sobre este lácteo

¿El kéfir es adecuado para personas con intolerancia a la lactosa?

Sí, por regla general las personas con intolerancia a la lactosa digieren bien el kefir.  Esto se debe a que durante el proceso de fermentación, las bacterias descomponen la lactosa, lo que facilita su digestión para las personas con intolerancia.

¿El kéfir tiene efectos secundarios?

En general, el consumo de kéfir es seguro y no suele causar efectos secundarios en personas sanas. Sin embargo, algunas personas podrían experimentar molestias digestivas leves al principio debido a la introducción de nuevas bacterias en el sistema digestivo.

¿Es mejor consumir kéfir de leche o de agua?

Ambas opciones son válidas y tienen beneficios para la salud. El kéfir de leche es rico en nutrientes como calcio y vitamina K2, mientras que el kéfir de agua es una opción libre de lácteos adecuada para personas con intolerancia o alergia a la lactosa.

¿Cuánto kéfir se recomienda consumir al día?

No existe una dosis específica recomendada de este alimento, ya que depende de las necesidades individuales y los gustos de cada uno.

¿Es un alimento adecuado para niños?

Es una opción totalmente saludable para niños, un buen complemento a los yogures naturales para aportar otras cepas bacterianas diferentes y tener una microbiota saludable.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.